Su primer vuelo

Me he encariñado con los pollos de cernícalo. Se han acostumbrado a posarse en el marco de la ventana y me gusta verlos mientras trabajo en el ordenador. Los estaba viendo fortalecer sus alas para el vuelo. Y hoy en un descuido el mayor ha volado hasta la torre de mi ordenador. Mejor dicho, laSigue leyendo «Su primer vuelo»